¿Qué es el Síndrome de Burnout?

La Organización Mundial de la Salud (OMS), en su 72ª Asamblea en la ciudad suiza de Ginebra, ha reconocido de manera oficial del Síndrome de Burnout o “de estar quemado” como enfermedad profesional tras la ratificación de la revisión número 11 de la Clasificación Estadística Internacional de Enfermedades y Problemas de Salud Conexos (CIE-11), aprobada el pasado año y cuya entrada en vigor se ha fijado para el próximo 1 de enero de 2022.

La Clasificación Estadística Internacional define el universo de enfermedades, trastornos, lesiones y otros problemas de salud conexos, siendo el estándar internacional de clasificación diagnóstica que sirve para notificar enfermedades y afecciones con cualquier fin clínico o de investigación y constituye la base para seguir la evolución de la salud y obtener estadísticas mundiales.

El Síndrome de Burnout es consecuencia de un estrés laboral crónico y se caracteriza por un estado de agotamiento emocional, una actitud cínica o distante frente al trabajo (despersonalización el mismo), y con una sensación de ineficacia y de no realizar adecuadamente las tareas. A ello se suma la pérdida de habilidades para la comunicación.

Este trastorno se incluye de esta manera entre los principales problemas de salud de tipo laboral siendo la antesala de muchas de las patologías psíquicas debido a un escaso control y a la carencia de una prevención primaria de este síndrome.

Fases del proceso del Síndrome de Burnout.

Integrando los diversos estudios realizados, se pueden destacar cinco fases en el desarrollo del síndrome del quemado:

1º Fase inicial, de entusiasmo.

Ante el inicio de la actividad en nuevo puesto de trabajo las sensaciones de entusiasmo, de energía y con expectativas positivas, no importando alargar la jornada laboral en esta fase.

2º Fase de estancamiento.

En esta fase no se cumplen las expectativas iniciales en el trabajo. Se empiezan a valorar las contraprestaciones, percibiendo el desequilibrio en la relación entre el esfuerzo y la recompensa. En esta fase tiene lugar un desequilibrio entre las demandas y los recursos de los que se dispone, por tanto, generando un problema de estrés psicosocial. El trabajador no se siente capacitado para dar una respuesta eficaz a la demanda.

3º Fase de frustración.

En esta tercera fase se manifiesta en la persona: frustración, desilusión o desmoralización. El trabajo deja de tener sentido, se irrita con facilidad y genera conflictos en el grupo de trabajo. La salud puede empezar a fallar y empiezan a surgir problemas de tipo emocional, fisiológico y de conducta.

4º Fase de apatía.

En esta cuarta fase se suceden una serie de cambios en la actitud y la conducta (afrontamiento defensivo) como la tendencia a tratar con los clientes de forma mecánica y distante, anteponer de forma cínica la satisfacción de las propias necesidades del individuo a un mejor servicio al cliente, afrontando de manera defensivo-evitativa las tareas que le pueden generar estrés, siendo estos mecanismos de defensa de los individuos.

5º Fase final, de quemado.

Fase final, en la cual se produce el colapso emocional y cognitivo de la persona, con importantes consecuencias para la salud. Esta situación puede obligar al trabajador a dejar el empleo y arrastrarle a una vida profesional de frustración e insatisfacción.

Esta descripción de la evolución del Síndrome de Burnout tiene carácter cíclico, ya que se puede repetir en el mismo o en diferentes trabajos y en diferentes momentos de la vida laboral.

¿Cómo prevenir o disminuir el estrés?

Se pueden observar en un artículo anterior de nuestro blog, “Estrés laboral en autónomos y microempresarios: ponle remedio”, distintas recomendaciones y técnicas generales y específicas organizacionales para prevenir el estréshttps://portalcuidate.org/blog_post/estres-laboral-en-autonomos-y-microempresarios-remedio/

Puedes consultar el CIE-11 para estadísticas de mortalidad y morbilidad a través de este enlace: https://icd.who.int/browse11/l-m/es#/.

Fuentes:

http://www.medicosypacientes.com/articulo/la-oms-reconoce-como-enfermedad-el-burnout-o-sindrome-de-estar-quemado

NTP 704: Síndrome de estar quemado por el trabajo o «burnout» (I): definición y proceso de generación. Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo.

NTP 705: Síndrome de estar quemado por el trabajo o «burnout» (II): consecuencias, evaluación y prevención. Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo.

Ver más

Amianto, el peligro oculto

En la actualidad existen en España miles de toneladas de amianto en edificios, instalaciones, medios de transporte (embarcaciones, maquinaria ferroviaria, maquinaria pesada, etc.), etc. Según…
Menú